Por fin la verdad



Se sabe que el primer paso para superar una adicción es reconocerla. Quien nunca lo hace no puede pensar siquiera en superarla. 

Y eso ya es complicado, puesto que lo más común es no saber que se la padece. O, más cínico aún, engañarse y engañar a otros sabiendo que existe. 

Y engañar a un país? No es eso acaso lo más ruin a lo que se puede llegar? El presidente Moreno sinceró por fin el estado económico del Ecuador. Y lo hizo viéndonos a los ojos, valiente y sin mentiras. 

Ya era hora. Pasamos más de diez años con cifras opacas donde no sabíamos cómo estaba el país de endeudado. 

Sin saber las consecuencias reales del gasto desmedido y desenfrenado de la década correísta. 

Tenemos ya una cifra: alrededor de 60 mil millones de dólares, inédita en toda nuestra historia republicana. Increíble, además, porque paralelamente tuvimos los mayores ingresos jamás vistos. 

Pero eso es lo que reclamamos tantos años: sinceridad. Cuentas y cifras reales, no maquilladas o misteriosamente recalculadas. Nunca fuimos tan idiotas. Sabíamos que tanto gasto tenía consecuencias. 

Ahora el Estado y el presidente también lo saben. Es un gran paso adelante. Sobre esta situación es que podremos construir algo y contribuir con nuestro esfuerzo para superar la gran mesa vacía que deja la imprudencia y la irresponsabilidad. 

Eso sí, jamás olvidemos a los responsables. Porque fácil es irse y dejar hundido al país sin asumir nada. 

Felicitaciones Presidente. Ahora sí, manos a la obra. 

Comentarios

Entradas populares